La gratitud fuente de inspiración femenina en la psicologia positiva

Madame de Sablé allá por el Siglo XVII decía “No hay que mirar que bien nos ha hecho un amigo sino solamente el deseo que él tiene de hacérnoslo”.. Esta mujer intelectual francesa, cortesana y escritora estuvo influenciada por los pensamientos filosóficos del momento y era el alma de una sociedad pre-revolucionaria de las belles-lettres.

Durante siglos, las virtudes,  las fortalezas y  el estudio del caracter social han sido motivo de estudio por multitud de expertos filósofos, psicólogos y sociólogos. Aunque fué Seligman en 1998 el que matizaría la importancia de la denominada Psicologia Positiva que ahora está de moda en nuestros días acrecentada  por el aumento en la población del uso de TICs y redes sociales.

La Psicología Positiva trata de lograr un equilibrio en la psicología, prestando tanta atención a la construcción de los aspectos más positivos del ser humano como a la reparación de los peores, a llenar la vida de las personas tanto como a aliviar su malestar.. El interés de la Psicología positiva incluye tres ámbitos relacionados entre sí: el estudio de las experiencias subjetivas positivas (felicidad, placer, satisfacción, bienestar), de los rasgos de personalidad positivos (carácter, talentos, intereses, valores) y de las instituciones (familias, colegios, negocios, comunidades, sociedades) que posibilitan los rasgos positivos y dan lugar, por tanto, a experiencias subjetivas positivas.

¿Para que sirven las virtudes ? Las virtudes trascendentales permiten al individuo establecer una conexión con el universo, proporcionando sentido a su vida (Peterson y Seligman, 2004). La espiritualidad, fortaleza prototípica de este grupo, se define como la creencia y el compromiso con los aspectos trascendentales de la vida, llámese divino, sagrado, ideal o universal. La apreciación de la belleza y la excelencia conecta a la persona directamente con la belleza y la excelencia del mundo y de las demás personas; la gratitud, con la bondad; la esperanza, con el futuro imaginado; y el humor, con los problemas y contradicciones de la vida de tal manera que suple la angustia por una forma más llevadera de afrontar las situaciones

De todas ellas nos centramos en la Gratitud con la que hemos iniciado este post:  

La gratitud  es el sentimiento de agradecimiento y alegría al recibir lo que uno percibe como un obsequio, ya sea un obsequio material proporcionado por otra persona o algo inmaterial, como un momento de paz provocado por la naturaleza. Una respuesta de agradecimiento ante las circunstancias de la vida puede ser una estrategia psicológica adaptativa y un importante proceso mediante el cual la persona interpreta positivamente sus experiencias cotidianas (Emmons y McCullough, 2003). La capacidad para percibir, apreciar y saborear los componentes de la propia vida se considera un factor determinante en el bienestar (Bryant, 1989).

En definitiva la gratitud ejerce beneficios a la sociedad, ya que proporciona un recurso emocional para promover la estabilidad social y asegura reciprocidad en la interacción humana, funcionando como barómetro moral… sin duda una gran virtud y no tengamos miedo de practicarla con nuestros congeneres!!

Extracto del trabajo realizado por : Maria Luisa Martinez martí 2006 revista Clinia y Salud, “El estudio científico de las fortalezas trascendentales desde la Psicología Positiva”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s