Reflexiones sobre la actual situación de la mujer y el derecho a la vivienda digna

mujer y vivienda

El dia 8 de Marzo como viene siendo habitual cada año, se produce una movilización social en torno a la cuestión de género donde instituciones publicas, privadas, tercer sector, medios de comunicación se vuelcan para destacar por un lado los avances en la materia y por otro algunos retrocesos que debido a la crisis economica mundial y las especiales caracteristicas de cada país pone en el tintero que la mujer sigue siendo vulnerable junto con otros colectivos (niños, mayores, inmigrantes..)

¡Pero ante todo debe ser un lugar critico con la realidad femenina!

La cuestión que focalizamos hoy es el apartado en los derechos de la vivienda y las conclusiones que la ONU  en su informe de 2012 sobre el marco legal y de politicas del derecho de la mujer a una vivienda digna, discriminación contra la mujer en ambitos de la vivienda, la tierra y la propiedad,  y otros asuntos relevantes como la violencia de género, desastres naturales, desalojos forzosos donde finalmente se elevan unas recomendaciones a nivel internacional.

Miloon Kothari en 2002 inició  una petición formal de la Comisión de Derechos HUmanos de la Naciones Unidas sobre el impacto del derecho de la vivienda en la mujer  y que fué retomada por Raquel Rolnik en 2008, esta ultima dejaba constancia en dicho informe que la crisis financiera y el cambio climatico se cebaba aún más en el género femenino.

También se pone de manifiesto la brecha existente entre protección de derecho y de hecho, subrayando que en muchos países, los derechos de la mujer están protegidos por la ley pero que en la práctica  las mujeres se ven desfavorecidas  en el ámbito social y en el económico y se enfrentan a una discriminación de hecho en lo que se refiere al derecho a la vivienda, a la tierra y a la herencia.

Condiciones especificas  de vulnerabilidad como ser victimas de violencia doméstica, viudas, divorciadas y separadas, las mujeres cabeza de familia, las victimas de desalojos forzosos, las mujeres indigenas y pertenecientes a tribus, mujeres con discapacidad, las mujeres que viven en paises en situación de conflicto, trabajadoras migrantes, trabajadoras domésticas,, etc.. añaden un plus de marginación al problema.

En definitiva la combinación de multitud de  factores  es que todas estas mujeres se enfrentan a diferentes condiciones de vivienda y tienen más posibilidad de quedarse sin hogar o vivir en viviendas inadecuadas.

En 1994 en la recomendación  general nº 21  del Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer, relativa a la igualdad en el matrimonio y en las relaciones familiares se afirma que ” El derecho a la mujer a la propiedad, la administración y a la disposición de los bienes es fundamental para que pueda tener independencia economica..” y que hay que evitar a toda costa la restricción en sus derechos.

En 2011 el Consejo de Europa aprobó el Convenio sobre prevención y lucha contra la violencia contra la mujer y la violencia domestica, en el que los estados deben velar porque estas victimas puedan tener acceso a ciertos servicios, incluida la vivienda.

Estamos en 2013, abrumados/as por una crisis economica y financiera que nos empuja a buscar alternativas residenciales, apoyarnos en los nucleos familiares, aceptando opciones que nunca imaginamos, defendiendo el papel de la mujer actual a pesar de las dificultades.. NO nos rindamos…

Mas info:

http://www.ohchr.org/Documents/Publications/FS21_rev_1_Housing_sp.pdf

Anuncios